sábado, junio 09, 2018

Carta a un amigo uribista


Amigo uribista, estas elecciones presidenciales sin lugar a dudas han estado marcadas por la polarización que hemos vivido en estos meses, polarización producto de los miedos que por un lado nos imparten y por los odios de clases que nos dicen desde otro lado. Basta de tanto pelear o discutir por personas que se insultan en público y se abrazan en privado, y luego de decirse mentirosos se ríen e invocan principios de la época de adán y eva.

Sin embargo quisiera conocer de parte de los que piensan que nos volveremos en Venezuela si Petro es presidente, como no hemos visto antes, o reconocido que ya tenemos mucho de la hermana república Venezolana. O es que acaso amigos uribistas no han visto como los niños se mueren de hambre en la Guajira, como la plata que el gobierno gira para la alimentación escolar se la roba la maldita corrupción. No han visto acaso el poder intimidante que ha cosechado Álvaro Uribe Vélez, y su manipulación de las masas a través de su Twitter, no reconocen quien cambio la constitución para perpetuarse en el poder, o quien logró girarle dinero a sus amigos mediante un plan llamado Agro Ingreso Seguro, acaso amigo uribista ¿no estabas cansado de la corrupción? ¿No estabas harto de Santos? al que llama el peor presidente, pero realizan alianzas con todos esos políticos que apoyaban al presidente Santos ¿Dónde quedo el lema de que luchan contra la corrupción y la mermelada? o es que acaso todos esos congresistas y apoyos políticos que hoy rodean al candidato de Uribe cambiaron de bando por nada, solo por el interés del país que antes se comían con la mermelada que Uribe denunciaba.

Definitivamente hay que ser de la línea dura de los uribistas, esa misma que no reconoce los falsos positivos como crímenes de estado sino como daño colateral de una guerra que para ellos nunca fue un conflicto armado, niegan además el desplazamiento forzado de miles de campesinos durante la guerra que Uribe libró con la ayuda de los grupos armados por civiles, esos mismos paramilitares que en plena operación Orión por recuperar la comuna 13 de Medellín, dictaban y ordenaban al ejercito por donde ingresar a barrer la zona y recuperar el territorio que hasta entonces según ellos era manejado por la guerrilla.

Acaso, amigo Uribista, ¿vale la pena discutir o defender a quien hace pactos no conocidos con la política mas acida y cochina de este país?, acaso podemos entender cómo se habla de corrupción de Petro pero no se revisa lo que se hizo con la Yidis política para cambiar la constitución y perpetuarse en el poder. No, no se puede mirar la paja del ojo ajeno sin conocer la viga que se tiene en el propio, y no se puede salir a gritar como lo hace la senadora Paloma y el senador Mejía, hablando de que han denunciado a los que apoyaban a Santos y hoy los reciben como si nada, resulta que de la noche a la mañana y después del 27 de Mayo todos estos personajes resultaron siendo adalides de la moral, con el fin de contar con su apoyo en el congreso y poder hacer y deshacer, máxime cuando aspiran a modificar el sistema judicial y dejar las cortes en manos amigas para promulgar definitivamente la Venezuela que tanto rechazan.


Perlas: 
  • Vuelve el terror y el horror a Santa Marta, en tierras que antes eran dominadas por los paramilitares, queman buses y hacen paros armados, la seguridad fuera de control, al mejor estilo de la época de las Convivir y "el taladro".
  • Felicito al senador Carlos Fernando Galán, ejemplo en un país que los valores y la vergüenza política no existe. No pueden convivir los principios liberales con Ordoñez al lado.


No hay comentarios.:

La suerte esta echada

Es una historia que llegó a su fin, las elecciones más polarizadas en la historia de Colombia han llegado a su final, el resultado el que...

Buscar este blog

Translate